Mantenerse delgado luego de una dieta: ¿por qué es tan difícil?

A la hora de intentar adelgazar, “pregúntese cómo salir del problema en lugar de por qué se metió en él”. Es la única manera de mantenerse delgada luego de una dieta

Mantenerse delgado luego de una dieta: ¿por qué es tan difícil?


 

 

  

Generalmente las personas  con exceso de peso buscan explicaciones y (se) dan excusas del por qué están con tantos kilos de más, (se) mienten acerca de lo que comen (siempre es un churrasquito, un sandwichito, un pedacito de tortita, etc.)

Niegan su enfermedad: la obesidad. Consideramos la obesidad como una adicción de comer de más o adicción a ciertos alimentos como las harinas y los dulces. Se auto engañan diciendo:

“¿Qué querés cómo no voy a estar gordo si en mi familia somos todos gordos?” ¿ si me separé y no puedo dejar de comer? ¿Si vienen las Fiestas de Fin De Año, cómo voy a llevar mis viandas en vez de estar comiendo como todo el mundo?

¿Hacer un tratamiento para adelgazar ahora que  estoy deprimido/ansioso/contento/ aburrido/solo/ acompañado/amamantando/ haciendo deporte / durmiendo menos/ durmiendo más/ de vacaciones/ agotado? Y así, infinitamente...  Viven postergando la decisión de adelgazar y mantenerse delgado.

Mientras tanto, siguen pegoteados con la comida, se vuelven excelentes teóricos de todas las dietas, lo saben todo, pasan de un médico a otro, de una institución a otra, de la dieta de moda a la que hizo la vecina, buscan recetas mágicas cuando no, peligrosas. En definitiva: huyen del problema. 

Mantenerse en línea: la clave, combatir la adicción a la comida 

¿Por qué? 

Una de las razones es que la obesidad (obesitas del latín y significa “a causa de lo que como”) es una enfermedad multicausal y que, para recuperarse hay que tratarla de manera seria y responsable.

Asimismo la obesidad es una adicción. Cada vez comprueba más que ciertos alimentos son realmente adictivos para estos enfermos como lo es el alcohol para un alcohólico.

¿Qué es una adicción?

Es la dependencia que establece una persona con una sustancia de la que no puede prescindir a pesar de saber que la perjudica.

Hay una sola manera de cortar con la adicción: cortando. Al comienzo de nuestro tratamiento se eliminan los alimentos adictivos para desintoxicarnos y salir de esta rueda de la eterna repetición.

Veamos qué pasa con las harinas refinadas que son carbohidratos simples. Se encuentran en las galletitas, el pan blanco, las tortas, las pizzas, las pastas, etc. En realidad sólo aportan calorías, ya que no contienen vitaminas ni fibras ni minerales. Los dulces, las bebidas colas y el azúcar refinada forman parte también de los carbohidratos simples.

Estas sustancias son adictivas y psicoactivas: producen un efecto de euforia y ayudan por ejemplo, a calmar la depresión. Sólo sirven entonces, para darnos una satisfacción a corto plazo. Químicamente además, al superarse el almacenamiento necesario de glucógeno, los carbohidratos se transforman en grasas de nuestro cuerpo.

Proponemos entonces que se decida a empezar. HOY un cambio, hacerse cargo de un problema que tiene solución. Que elija sabiendo que somos cómplices obligados de todo lo que nos sucede.

Usted tiene la opción de ser delgado porque la obesidad no es meramente un problema estético sino que, acorta la expectativa de vida y provoca enfermedades o complica las ya existentes. Hay un rumbo seguro y posible.

¡Éxitos! 

Por Lic. Marisa Paula Scrocco

        

© DoctorDietas - Mantenerse delgado luego de una dieta: ¿por qué es tan difícil?